¡SÍGUENOS DESDE TU CORREO!

miércoles, 9 de noviembre de 2016

LO QUE PENSABA LA NBA



El gran Kareem con Hillary.


Esta madrugada el mundo ha mirado a Estados Unidos, como sucede cada cuatro años en los que se elige al presidente del país más poderoso del mundo, pero en esta ocasión con mayor motivo ante unas elecciones históricas. Por un lado se trataba de la posibilidad de la primera mujer presidenta de la historia del país norteamericano, rompiendo ese “techo de cristal” del que han hablado los medios, aunque supusiese la misma política estadounidense de siempre basada en el intervencionismo exterior. Por otro la llegada a la Casa Blanca de un zafio y grosero populista de maneras poco democráticas que viene a poner patas arriba la política hasta ahora conocida. Vaya por delante que a estas alturas a mí lo único que me quita el sueño de Estados Unidos es precisamente la NBA, y aunque ustedes ya saben el resultado, veamos en que bandos se posicionaron públicamente algunos de los personajes más relevantes del baloncesto profesional estadounidense, en unas elecciones en las que no se ha llegado al entusiasmo de antaño en el apoyo a Obama, próximo presidente saliente.   


Sirva también este post para reconocer la normalidad con la que Estados Unidos se toma la relación entre política y deporte, permitiendo a sus estrellas deportivas manifestar públicamente sus preferencias sin que ello suponga descrédito alguno hacia sus personas. Una salud democrática que se echa en falta en nuestro país, en el que si a un deportista se le ocurre hablar de política puede ser linchado inmisericordemente y recibir ese “zapatero a tus zapatos” en forma de “usted dedíquese a jugar y no se meta en política”.


Seguro que hay muchos más, pero estos son los que hemos encontrado. Ya saben, no están todos los que son, pero son todos los que están.


HILLARY CLINTON: Stephen Curry, “Magic” Johnson, Kareem Abdul-Jabbar, LeBron James, Carmelo Anthony, Jarron Collins, Jason Collins, Mark Cuban, Grant Hill, Lin Dunn.


DONALD TRUMP: Bobby Knight, Dennis Rodman, Latrell Sprewell, Frank Kaminsky. 
    


Rodman lo tiene claro.



Y luego está el caso de Spencer Hawes, reconocido republicano que no se ha pronunciado a favor de Trump, pero pudimos verle con una sudadera en la que se leía “Hillary a prisión” hace un par de días.


Como ven hay diferencia, los grandes nombres se pronunciaron por Clinton, mientras que por Trump nos ha costado encontrar apoyos. 


Good bless America…    




Spencer Hawes no se corta




No hay comentarios:

Publicar un comentario