¡SÍGUENOS DESDE TU CORREO!

martes, 4 de noviembre de 2014

WINTER IS COMING: PACIFIC


Toca ahora hablar del Oeste en la NBA, con una semana ya de competición, este es nuestro análisis de la temporada recién comenzada y nuestras previsiones de los equipos, divididos por divisiones. 

Algunos consideran la Pacific la división más dura de la liga actualmente, debido al nivel que tienen hoy día franquicias que viven sus mejores momentos quizás en toda su historia (al menos en NBA) como son Clippers y Warriors. De hecho los angelinos, tradicionalmente hermanos pobres de los Lakers, sólo han sido dos veces campeones de división, precisamente las dos últimas temporadas, en las que el binomio Paul-Griffin les ha hecho considerarse unos habituales candidatos al anillo. Llevan tres temporadas intentándolo, pero no han sido capaces de pasar de segunda ronda, cayendo ante San Antonio y Oklahoma City respectivamente, o de primera, siendo eliminados por Memphis hace dos temporadas en lo que ya es un enfrentamiento clásico de play offs (la temporada anterior había sido un duelo de primera ronda muy disputado llevado a siete partidos) Buscan pasar ese rubicón y jugar por primera vez en su historia unas finales de conferencia. Después de todos los problemas de racismo con su anterior propietario la pasada campaña Doc Rivers quiere que su equipo sólo piense en baloncesto. Junto a Paul y Griffin seguirán siendo claves J.J.Redick, buen tirador y exterior muy completo y la bestia parda de DeAndre Jordan bajo los aros, además de Matt Barnes y el eterno sexto hombre Jamal Crawford. Llega además un reserva con todas las garantías como es Spencer Hawes, interior todoterreno con buena mano y visión de juego. En definitiva, un equipazo y aspirante a todo. 

Golden State Warriors siempre ha sido uno de los equipos más agradables de seguir para el aficionado. Los locos de la bahía en ocasiones nos han dejado un baloncesto espectacular y sin concesiones al resultado. El espíritu de Don Nelson caló hondo en la esencia de la franquicia, que sigue mostrando rosters con preeminencia ofensiva pero dotados de mayor equilibrio. Aún así y para que no quepa dudas, el nuevo inquilino del banquillo responde al nombre de Steve Kerr, en su primera aventura como entrenador principal de un equipo NBA. Un tipo que ha ganado nada menos que cinco anillos y cuyo tiro de tres era sencillamente demoledor. Nadie mejor para dirigir a muñecas de seda como Stephen Curry o Klay Thompson. Súmenle a Igoudala, Barnes y las llegadas de Shaun Livingston y Barbosa, y tendrán posiblemente el mejor juego exterior de la liga. Por dentro ofrecen más dudas, con David Lee cargando sobre sus hombros casi todas las responsabilidades y rezando para que Bogut tenga un año sin lesiones. Marreese Speights ofrece algunas garantías desde el banquillo, pero con todo es evidente que su fuerte está en el exterior. Deben volver a estar arriba.    


Steve Kerr, un 90's killer para unos Warriors desatados


Phoenix Suns fue una de las sorpresas más agradables de la pasada temporada, con otro mítico ex –jugador en el banquillo como Jeff Hornaceck. El Virginiano impuso un estilo de juego vistoso y atractivo que además vino acompañado de resultados, llevando a la franquicia a un magnífico 58% de triunfos, que aún así les dejó fuera de los play offs por una sola victoria (el salvaje oeste es así, con el 48-34 de Phoenix la pasada temporada hubieran podido ser hasta terceros en la otra conferencia) Al combo Dragic-Bledsoe se le suma otro base explosivo como es Isaiah Thomas, con lo que se asegura una temporada más ser uno de los equipos más rápidos y vertiginosos en transición, y una tormenta de juego vertical en estático. Al igual que los Warriors, con quienes comparten cada vez más similitudes, flojean por dentro (Miles Plumlee es su mejor hombre en la zona), pero sin duda alguna serán de los favoritos de los aficionados por la propuesta de su juego. 

Los Angeles Lakers afrontan otro año de escasas esperanzas. El orgullo de Kobe buscará sumar victorias en el casillero de los Staples, y seguirá devorando registros individuales (si le respetan las lesiones casi con toda seguridad rebase a Michael Jordan en la tabla de anotadores históricos de la liga) Por lo demás ni rastro del equipo ganador de dos anillos consecutivos en 2009 y 2010. Jeremy Lin continúa a medio camino entre el “hype” y la estrella, Wesley Johnson sigue necesitando una transfusión de sangre y mala leche, y que Carlos Boozer pueda hacer olvidar a Pau Gasol suena a broma pesada. Steve Nash se perderá la temporada y quizás ya no volvamos a verlo de corto. Triste epílogo para uno de los mejores bases de todos los tiempos. Con todo esto Nick Young apunta a segundo referente del equipo si deja de ser asiduo de la enfermería. Tampoco hay excesivas esperanzas respecto a los jóvenes, máxime cuando la que parecía su mejor incorporación del draft en muchos años, el pívot Julius Randle, se ha fracturado la tibia y también pasará el curso en blanco. Si llegan a las 40 victorias será un milagro.   


Julius Randle KO... los Lakers están malditos.


No parece tampoco que vaya a ser el año de Sacramento Kings, franquicia acostumbrada en los últimos tiempos a verse en las partes bajas de la tabla. Su gran noticia es que DeMarcus Cousins es ya definitivamente uno de los mejores pívots de la competición y parece haber aparcado de una vez su carácter indolente y sus faltas de disciplina. Alrededor de un jugador como Cousins bien podría construirse un equipo de play offs, pero para eso es necesario que jóvenes como Ben McLemore o Derrick Williams den un esperado paso al frente. Notarán la marcha de Isaiah Thomas, un base con potencial y mayor progresión que la del llegado Darren Collison. La otra gran estrella al margen de Cousins es Rudy Gay, un alero cada vez más maduro aunque con excesiva tendencia a acaparar balones en ataque y lanzamientos a canasta. A esperar tiempos mejores. 



NUESTRO PRONÓSTICO: 

Clippers: 2º ronda de play offs.
Golden State: 1º o 2º ronda de play offs.
Phoenix: fuera de play offs.
Sacramento: fuera de play offs.
Lakers: fuera de play offs.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario